Copiapó y Temuco ganaron sus respectivos duelos y jugarán la final de la liguilla por el ascenso

"El León de Atacama"y "El Pije" vencieron a Melipilla y Ñublense, respectivamente, y accedieron a la penúltima fase de la lucha por subir a Primera División.

Deportes Copiapó y Temuco vencieron a Melipilla y Ñublense, respectivamente, y clasificaron a la final de la liguilla de la Primera B, con el objetivo de enfrentar a Deportes La Serena y acceder a Primera División.

Copiapó se impuso en penales a Melipilla

Después de empatar 1-1, Copiapó se impuso a Melipilla por penales (4-3).

En el Estadio Nacional, los Potros fueron ligeramente superiores en la mitad inicial, con Gonzalo Sosa a punto de poner el primero en el 33′. Mientras, los nortinos fueron de menos a más y Francisco Vazzoler avisó en el 45+1′.

Ya en el 49′, los albirrojos lograron abrir el marcador mediante el mismo Vazzoler, quien aprovechó un centro de Lukas Soza para bajar el balón con el pecho y de primera batir al meta Nicolás Peranic.

Aunque la reacción de Melipilla llegó rápidamente, gracias a una notable jugada de Joaquín Montecinos en el 74′. El “Monte” habilitó en el área a Nelson Sepúlveda, quien a sangre fría decretó la igualdad.

Posteriormente, el cuadro de la Tercera Región sufrió la expulsión de Soza por segunda amarilla, mientras que el encuentro se fue a los penales.

Desde los 12 pasos, Maximiliano Quinteros erró su tiro en el cuadro copiapino, pero luego Gonzalo Lauler y Miguel Escalona fallaron para la desazón de Melipilla. Así, el ex Regional Atacama se impuso por 4-3 y mantiene vivo el sueño de ascender por primera vez en su historia desde su cambio de nombre.

Temuco se impuso con lo justo a Ñublense

Deportes Temuco sigue firme en su lucha por regresar a la división de honor. En el Estadio Nacional, el elenco de la Araucanía venció por 1-0 a Ñublense.

Fue un entretenido primer tiempo pese a la falta de gol. En los Diablos Rojos, Iván Rozas casi anota un gol olímpico en el 16′, pero el disparo del ex U de Chile reventó el travesaño, mientras que Matías Donoso pudo abrir el marcador apenas un minuto después.

Ambas escuadras protagonizaban ocasiones de peligro, con el cuadro albiverde ligeramente superior gracias a un Hugo Droguett en forma. La segunda mitad iniciaba con una tónica similar, y Bryan Taiva avisó con un cabezazo en el 50′ a favor de los entrenados por Patricio Lira.

Hasta que en el 67′ llegó la fiesta albiverde. Mediante tiro libre, Droguett metió un centro quirúrgico al centro del área chillaneja, lo que aprovechó Luis Casanova para elevarse por los aires y de cabeza definir el único tanto del encuentro.

Desde ahí se apretó el partido, aunque a los dirigidos por Jaime García les faltaron herramientas para alcanzar el empate frente al efectivo cerrojo impuesto por la zaga del Pije.