La Selección Italiana de Mancini abre paso a los jóvenes, pese a los errores de la edad

En un país que tarda tradicionalmente en dar confianza a los jóvenes, incluso a nivel de clubes, el antiguo entrenador del Inter de Milán y del Manchester City invirtió la tendencia con el rejuvenecimiento de la 'Azzurra'.

Poco más de un año después de su llegada al cargo de seleccionador y a nueve meses de la Eurocopa, Roberto Mancini prosigue su obra de reconstrucción y rejuvenecimiento de la Selección de Italia, sin poder evitar algunos errores de juventud.

Hace un año, en septiembre de 2018, a Mancini no le tembló el pulso para convocar a Nicolo Zaniolo (AS Roma), en aquel entonces de 19 años, que sólo contaba con un puñado de partidos como profesional, y al delantero del Mónaco Pietro Pellegri, de apenas 17 años.

Un año más tarde, Pellegri lidia con sus lesiones, pero Zaniolo es una estrella del fútbol italiano, otorgando la razón a Mancini, quien, sin embargo, no lo convocó para los partidos clasificatorios a la Eurocopa ante Armenia y Finlandia.

El centrocampista romano, como el delantero Moise Kean (19 años), traspasado en agosto de la Juventus al Everton, paga en efecto un comportamiento considerado como poco profesional este verano boreal en la Eurocopa Sub-21, donde fueron habituales sus retrasos.

“Es evidente que los necesitaré en un momento. Son dos jugadores con los que cuento mucho. Hicieron algunas tonterías y como son jóvenes, deben aprender. Si lo merecen, estarán la próxima vez”, explicó Mancini al inicio de la concentración.

En un país que tarda tradicionalmente en dar confianza a los jóvenes, incluso a nivel de clubes, el antiguo entrenador del Inter de Milán y del Manchester City invirtió la tendencia con el rejuvenecimiento de la ‘Azzurra’.

Así pues, resulta curioso encontrar que un jugador como Marco Verratti es a sus 26 años uno de los veteranos del equipo.

Refundación

“El entrenador tomó la decisión correcta”, aseguró el centrocampista parisino a la cadena RAI. “Ya en comparación con mi época los jóvenes han cambiado. Con las redes sociales son famosos con sólo cinco partidos. No es un castigo, es una forma de decirles que como son jóvenes aún deben hacer más”.

En el centro del campo, Verrati es uno de los referentes, y deberá guiar al equipo junto a Jorginho (Chelsea), mientras que para un tercer puesto en la medular postulan los dos interistas Nicolo Barella y Stefano Sensi.

Ambos de 22 años, representan una nueva etapa de la refundación de la Nazionale y su pase a un gran club -Sensi procede del Sassuolo y Barella del Cagliari- y el descubrimiento de la Liga de Campeones debe hacerles dar un paso al frente.

El descenso de la media de edad es perceptible también en otras demarcaciones, mientras que los veteranos fueron durante mucho tiempo los ejes del equipo.

Bajo palos, Gianluigi Donnarumma (20 años) es el titular, y Mancini parece haber dado también su confianza al napolitano Alex Meret (22 años) además de Salvatore Sirigu.

En el grupo de 26 que puede dar un gran paso hacia la Eurocopa-2020 se nota asimismo la presencia de los defensores Alessio Romagnoli, Gianluca Mancini o Luca Pellegrini, todos ellos de menos de 25 años, del centrocampista Lorenzo Pellegrini (23 años) o del delantero Federico Chiesa (21 años).

Al igual que Kean o Zaniolo, algunos quizá se queden por el camino, de forma provisional o definitiva. Pero luego de haber tocado fondo al perderse el Mundial-2018, Italia sabe a dónde mirar para labrarse el futuro.