Manchester City indemnizará a víctimas de abusos realizados por dos exentrenadores

"El club quiere expresar de nuevo con todo su corazón su simpatía para con todas las víctimas por las experiencias traumáticas inimaginables que sufrieron", indicó Manchester City, y precisó que mientras la investigación se llevaba a cabo el equipo no podía informar con tanta libertad como lo deseaba.

Manchester City lanzó un programa de indemnización destinado a las víctimas de dos ex entrenadores de equipos de jóvenes que agredieron sexualmente a decenas de menores durante décadas, anunció este martes el club.

“El club quiere expresar de nuevo con todo su corazón su simpatía para con todas las víctimas por las experiencias traumáticas inimaginables que sufrieron”, indicó Manchester City, y precisó que mientras la investigación se llevaba a cabo el equipo no podía informar con tanta libertad como lo deseaba.

Según la BBC, Manchester City debería ofrecer millones de euros de indemnización: las víctimas de las agresiones más serias deberían recibir sumas de seis cifras.

El equipo identificó por ahora a 40 beneficiarios potenciales, pero espera que haya más demandas.

Las víctimas podrán pedir compensaciones por daños generales, para reparar el impacto sobre su carrera, reembolsar consultas terapéuticas o gastos de abogados.

Los casos más evidentes podrían ser solucionados rápidamente, de aquí a seis semanas y los acuerdos no serán sometidos a cláusulas de confidencialidad.

El escándalo estalló en 2016 cuando una serie de ex jugadores, entre ellos internacionales, informaron de muchas agresiones sexuales por parte de un entrenador o un reclutador cuando eran niños.

El ex entrenador Barry Bennell, de 65 años, fue condenado en febrero de 2018 a 30 años de cárcel en este caso por sevicias sexuales hechas a menores, agresiones que incluyen violaciones, tentativas de violaciones y otras agresiones sexuales contra doce muchachos que entrenaba entre 1979 y 1991. “Usted era el diablo encarnado”, le dijo el juez al leer la condena.

Manchester City lanzó en noviembre de 2016 una investigación para saber si Bennell u otros aprovecharon el club para tener acceso fácil a las jóvenes víctimas de 1964 hasta hoy.

Esta investigación está siempre en curso e hizo posible descubrir a un segundo agresor, John Broome, quien después murió.

El equipo precisó que su programa de indemnización está destinado a las víctimas de los dos pederastas.