Gabriel Arias: “Siempre vi más cercano jugar para Chile antes que para Argentina”

El meta tenía claro que ganarse un lugar en el arco de la selección trasandina era casi imposible y se decidió a pelear por un lugar en la Roja.

Gabriel Arias vivió el año más rutilante de su carrera. El arquero chileno de origen argentino desembarcó en Unión La Calera a principios de 2018 tras diez temporadas en el fútbol trasandino jugando para equipos de poco impacto mediático. Sólo estuvo seis meses en la Quinta Región. Sus atajadas tentaron al poderoso Racing de Avellaneda y también le abrieron puertas de la Roja. Sabía que hacerse lugar en la Albiceleste era difícil y no dudó cuando llegó el llamado de Reinaldo Rueda.

“Siempre vi la posibilidad más cercana de jugar para Chile antes que para Argentina. A pesar de haber tenido buenos partidos acá (en Argentina), nunca se me había mencionado con chances de ser convocado a la selección”, reconoció el golero de 31 años en conversación con el medio trasandino Página 12. 

“Ante eso me decidí por pelear por un lugar en Chile. Y tuve suerte, porque al llegar a La Calera disputé catorce partidos en un gran nivel y el entrenador confió en mí”, agregó.

El arco de la Academia es bravo. Sin embargo, la presión no se lo devoró y respondió con aplomo hasta que una lesión en la gira de la selección a Estados Unidos lo marginó por un tiempo.

“Es cierto que fue un paso gigante, pero estaba seguro de que iba a estar a la altura. Sabía que venía a un club grande, pero me sentí totalmente capacitado para el desafío”, expresó.