La distante relación entre Beñat San José y el “Tati” Buljubasich

Si bien el entrenador y el gerente deportivo de Universidad Católica no han tenido un enfrentamiento puntual, se evitan mutuamente. El Vasco se ha quejado por el armado del plantel y al exarquero no le gusta que el DT limite el acceso de funcionarios a las prácticas del primer equipo.

Beñat San José y José María Buljubasich viven el peor momento de su relación. Entrenador y gerente deportivo de Universidad Católica apenas se hablan.

“La relación es nula, diría que incluso tirante. Es evidente. Se relacionan lo justo y necesario y si pudiera, Beñat ni lo haría“, afirmaron desde el club a La Tercera. 

“No hablan”, dijo al mismo diario un miembro del plantel. “Dejaron de pescarse”, añadió.

La directiva no esquiva el asunto y admite el distanciamiento. “De lado y lado sienten y asumen que se han equivocado en ciertas situaciones que han ido distanciándolos“, contaron.

Si bien no ha habido un cruce puntual entre el vasco y el argentino, hay hechos que incomodan a ambas partes. Al DT no le ha gustado que le impongan refuerzos, cuando no se le puede dar el gusto con los primeros de su lista, bajo el argumento de que si él deja su puesto, “Católica igual se tiene que quedar con el jugador”.

Al “Tati”, por el otro lado, le molesta el celo excesivo de San José con sus estrategias para los partidos. El técnico restringe el acceso de los funcionarios a entrenamientos privados, incluso a Marcelo Peña, veedor de la institución y muy cercano al exgolero.

No es la primera vez que el DT tiene problemas con los gerentes deportivos de los elencos que ha dirigido. Ya le pasó en Antofagasta, con Víctor Oyarzún, y en Bolívar. No le gusta el “excesivo empoderamiento” que pueden llegar a tener ni “que se metan” en sus asuntos. 

Para Buljubasich tampoco es una situación nueva. En general, no se ha llevado bien con los estrategas que han pasado por la banca cruzada en los más de ocho años que lleva en el cargo. En San Carlos de Apoquindo aclaran que no es por mala disposición, sino que porque no les sigue el amén en todo y es el primero en decirles que no a algunas de sus solicitudes. 

El tira y afloja ha desgastado a San José. Desde su entorno, afirman que medita su continuidad en el cuadro precordillerano. “Por ahora piensa respetar el contrato, pero gane o pierda el torneo eso puede cambiar. Es fútbol, sabemos que es muy dinámico”, expresaron.