Gildemeister: “Con el nuevo formato perfectamente podíamos haber ganado la Copa Davis”

La leyenda chilena en tenis se refiere al radical cambio en el sistema del histórico torneo y analiza las posibilidades del equipo criollo.

Toda una revolución se dio en el planeta tenis. A contar del 2019, la Copa Davis dejará el formato histórico que tuvo por 118 años y pasará a un novedoso sistema, luego de que el pasado jueves la ITF aprobara un radical cambio: que el tradicional certamen se dispute en una etapa final en noviembre, con 18 equipos en seis grupos, en sede única, y al más estilo Mundial por Equipos. 

El nuevo formato ya fue aplaudido por integrantes del equipo chileno como Hans Podlipnik y Gonzalo Lama, y ahora se suma el visto bueno de toda una leyenda nacional en la Ensaladera de Plata: Hans Gildemeister, quien representó al país por más de una década como jugador y luego como capitán por casi siete años.

“Este es el cambio más revolucionario después de 1973, cuando los amateurs y los profesionales jugaron juntos. Yo lo compararía con el Mundial de Fútbol, que quieren llevar a 48 equipos”, dice de entrada el “Biónico” en diálogo con ATON Chile desde Tampa, Estados Unidos, donde está radicado desde 2012.

Luego, prosigue: “Lo que la Federación Internacional, la ATP y los jugadores están buscando es el espectáculo, que jueguen todos, porque en el último tiempo no han jugado tenistas como Del Potro, Federer sólo juega el repechaje y Nadal de vez en cuando, entonces le va dar una importancia. Yo creo que es muy bueno que se haga la prueba. Si resulta, fantástico, si no, se volverá al formato anterior”.

“Si los jugadores buenos juegan todas las fechas de Copa Davis, que son como cuatro semanas que tienen que dedicarle, el desgaste es mucho. Me acuerdo cuando jugué con (Glen) Michibata, o cuando le gané a (Guillermo) Vilas en Santiago, me demoraba una semana en recuperarme, eran partidos a cinco sets y yo jugaba todo, el singles y dobles”.

Respecto a las posibilidades de Chile, que depende del triunfo de Canadá ante Holanda en septiembre para jugar la etapa previa en febrero, el ex 12 del orbe asegura: “Las veo muy buenas. ‘Nico’ Jarry ya está entre los 50 del mundo y le puede ganar a cualquiera. Ya le pudo ganar al 8 del mundo (Dominic Thiem en Hamburgo). Después está (Christian) Garín, que esperemos que de aquí a fin de año logre meterse entre los 100 mejores. Más atrás se encuentra a Julio Peralta y Hans Podlipnik, que pueden formar un gran dobles. Por eso creo que en 2020 Chile puede pelear”. 

Por último, consultado sobre si se hubiese implementado el nuevo sistema antes, Gildemeister sostiene: “Perfectamente podíamos haberla ganado con este nuevo formato. Nosotros teníamos un gran equipo con Fernando González y Nicolás Massú. En 2007 nos tocó jugar con Rusia y Fernando no llegó en buenas condiciones, porque venía de hacer final en el Abierto de Australia. Ese era el año que podíamos pelearla. Lamentablemente, teníamos dos jugadores y el desgaste era mucho”.