La UC presentó formalmente a Marcos Bolados y Andrés Vilches como refuerzos

Ambos jugadores, quienes llegaron a préstamo provenientes de Colo Colo, manifestaron su deseo de convencer a los fanáticos y demostrar en cancha por qué los ficharon.

Marcos Bolados y Andrés Vilches ya se pusieron la camiseta de Universidad Católica. Ambos jugadores fueron presentados oficialmente este lunes a los medios de comunicación como los primeros refuerzos del cuadro cruzado para este 2018.

Y si bien varios hinchas de la UC tuvieron sus reparos con los fichajes, debido a que los dos provienen en calidad de préstamo provenientes de Colo Colo, los jugadores manifestaron su deseo de convencer a los fanáticos. 

Gracias por la oportunidad que me dieron. Me voy a esforzar mucho, siempre es complicado pasar de un equipo grande a otro, pero lo importante es demostrar en la cancha”, reconoció Bolados en conferencia de prensa desde San Carlos de Apoquindo.

“Lo mío fue parte técnica. Yo entrenaba bien, pero a cualquiera le hubiese gustado rendir más, pero fue un tema técnico. Ahora estoy seguro que con Beñat (con quien coincidió en Deportes Antofagasta) puedo ser el mismo de antes”, añadió.

En tanto, Vilches sostuvo: “Estoy contento por esta oportunidad, la UC hizo un gran esfuerzo por traernos y queremos demostrar todo en la cancha. Es una gran oportunidad para nosotros, es un proyecto importante y estamos agradecidos por esto, trabajando para un torneo largo que va a ser muy complicado. Esperamos con nuestro rendimiento demostrar que estamos comprometidos con el club”.

“Yo empecé jugando en Colo Colo, pero luego me lesioné y eso me complicó mucho para poder rendir. Lamentablemente no pude ser el aporte que yo quería. Católica hace rato estaba interesada en mí, ellos me llamaron y me dijeron que me querían, eso fue muy importante para venir acá, por el proyecto que existe”, completó.

Vilches, también, le bajó el perfil a la polémica por el tatuaje donde aparece él con su hijo con la camiseta de Colo Colo: “Al principio me dio risa, es un tatuaje que tengo con mi hijo, es algo familiar. Más allá de la camiseta, me lo habría tatuado igual”.